1. Ada
  2. Condiciones
  3. Síndrome de Cushing

Síndrome de Cushing

  1. Resumen
  2. Riesgos
  3. Síntomas
  4. Diagnóstico
  5. Tratamiento
  6. Prevención
  7. Pronóstico

Resumen

El síndrome de Cushing es causado por un exceso de una hormona esteroide llamada cortisol, ya sea por un consumo excesivo de un medicamento que lo contenga o porque el cuerpo produce demasiado cortisol. Las personas con síndrome de Cushing aumentan de peso en la zona media del cuerpo y la cara y desarrollan piel fina y estirada. Esta condición médica tiende a afectar a adultos entre los 20 y 50 años de edad y su tratamiento depende de la causa. Una vez que se reconoce y se elimina la causa de fondo, la mayoría de las personas con síndrome de Cushing se recuperan bien. Si no se trata, el síndrome de Cushing puede causar osteoporosis, diabetes, presión arterial alta y derrame cerebral (accidente cerebrovascular).

Riesgos

El síndrome de Cushing se desarrolla cuando hay demasiado cortisol en el cuerpo. La causa más común es tomar medicamentos con esteroides durante largo tiempo. Sin embargo, el síndrome de Cushing también puede ocurrir cuando el cuerpo produce demasiado cortisol. Esto puede suceder por un tumor o un cáncer que produce un aumento de la producción de cortisol en el cuerpo. Esta condición médica afecta más comúnmente a adultos de entre 20 y 50 años de edad, y afecta a mujeres 3 veces más que a hombres.

Síntomas

Los síntomas típicos incluyen una cara redonda, roja y llena (cara de luna llena), aumento de peso alrededor del vientre, una joroba entre los hombros, cambios en la piel (afinamiento, estrías, propensión a hematomas, aumento de crecimiento de vello) y debilidad muscular. Las mujeres pueden presentar más vello que lo habitual y puede que los niños no crezcan al mismo ritmo que sus pares. El cortisol puede afectar las funciones sexuales, y algunos hombres pueden experimentar problemas de erección y una disminución en el deseo sexual.

Diagnóstico

El diagnóstico se realiza mediante una evaluación del historial clínico de la persona, prestando atención especial a los medicamentos, y un examen físico en consulta médica donde se buscan señales típicas del síndrome de Cushing. Si la causa de los síntomas no es un medicamento, se realizan análisis de sangre, orina y saliva para investigar los niveles de la hormona cortisol. También se pueden hacer estudios de imágenes con ecografía, tomografía computarizada (TAC) y resonancia magnética (RM) para buscar la causa del exceso de cortisol.

Tratamiento

El tratamiento depende de la causa del aumento del nivel de cortisol. Si el síndrome de Cushing es causado por tomar demasiados medicamentos con cortisol, la dosis del medicamento debe disminuirse lentamente ya que las personas que toman medicamentos con esteroides jamás deben suspenderlos de repente. Si es causado por un tejido que causa producción de cortisol, puede ser necesario removerlo con una cirugía. Sin embargo, si no es seguro tratar la causa de los altos niveles de cortisol, puede utilizarse otros medicamentos para bloquearlo.

Prevención

Tener cuidado de prevenir el uso prolongado de medicamentos que contienen cortisol puede ayudar evitar algunos casos de síndrome de Cushing.

Pronóstico

Las perspectivas de recuperación dependen de la causa de fondo. Suspender un medicamento que contiene cortisol o eliminar el tejido que causa la producción de cortisol puede llevar a una recuperación completa. Si el síndrome de Cushing no se trata, puede causar complicaciones como diabetes, osteoporosis, presión arterial alta, ataque al corazón o derrame cerebral (accidente cerebrovascular).