1. Ada
  2. Condiciones
  3. Bronquitis aguda

Bronquitis aguda

  1. Resumen
  2. Riesgos
  3. Síntomas
  4. Diagnóstico
  5. Tratamiento
  6. Prevención
  7. Pronóstico

Resumen

La bronquitis aguda es una inflamación de corta duración de los bronquios, que son los que llevan el aire hasta los pulmones. Virus, bacterias o factores irritantes pueden provocar la inflamación de estas vías respiratorias, lo que causa dificultades para inhalar una cantidad suficiente de aire. Si la bronquitis infecciosa se debe a un virus, se puede propagar fácilmente por el aire al expulsar gotitas de saliva cuando la persona habla o tose, o por medio de otro tipo de contacto físico cercano. El síntoma principal es tos fuerte con producción de moco (flema), una sustancia viscosa que varía de color.

Riesgos

La bronquitis aguda es un problema común que puede darse en cualquier persona a cualquier edad, pero las personas mayores y los bebés corren un riesgo levemente mayor. La mayoría de las veces, la causa de la bronquitis aguda es un virus que provoca una gripe o un resfriado, y puede aparecer después de estos. A veces es una infección bacteriana la que deriva en bronquitis aguda.

Síntomas

La bronquitis aguda suele comenzar con una tos con expectoración (flema) blanca, amarilla o verde. Otros síntomas pueden incluir silbidos, dificultad para respirar, fiebre baja, y dolor de pecho. También pueden presentarse otros síntomas parecidos a los de la gripe, como malestar, dolores musculares o dolor de garganta.

Diagnóstico

El diagnóstico se realiza evaluando los síntomas y examinando a la persona afectada. A veces, se puede obtener una muestra de la expectoración (flema) para analizarla y detectar el virus o la bacteria específicos que están causando la infección.

Tratamiento

Debido a que la mayoría de los casos de bronquitis aguda tienen su origen en un virus y no en una bacteria, el tratamiento se dirige a aliviar los síntomas molestos. El tratamiento puede incluir medicamentos para aliviar la tos o bajar la fiebre, o medicamentos antiinflamatorios (como la aspirina). Los antibióticos no suelen usarse para el tratamiento a menos que la causa probable sea bacteriana.

Prevención

Tomar medidas para prevenir el contagio de resfriados o gripe en el hogar y en la comunidad puede ayudar a prevenir la bronquitis aguda.

Pronóstico

La bronquitis aguda generalmente dura de 3 a 10 días, aunque la tos puede durar más tiempo que la infección propiamente dicha. Además, es posible que algunas personas desarrollen bronquitis crónica.