1. Ada
  2. Condiciones
  3. Enfermedad de Crohn

Enfermedad de Crohn

  1. Resumen
  2. Riesgos
  3. Síntomas
  4. Diagnóstico
  5. Tratamiento
  6. Pronóstico
  7. Otras denominaciones

Resumen

La enfermedad de Crohn pertenece a un grupo de condiciones médicas autoinmunes conocidas como enfermedades intestinales inflamatorias. La enfermedad de Crohn es una inflamación crónica (recurrente o por brotes) del tracto digestivo, que usualmente afecta los intestinos, específicamente el intestino delgado (íleon) y el colon, pero también puede afectar cualquier parte del tracto digestivo entre la boca y el ano. Los síntomas principales son diarrea crónica, fiebre y pérdida de peso. Las causas específicas de esta condición médica se desconocen.

Riesgos

La enfermedad de Crohn es autoinmune, lo que significa que el sistema inmunitario del cuerpo perjudica por error tejido corporal sano. Este proceso de inflamación ocasiona que el intestino se hinche y sangre, afectando la capacidad del intestino de incorporar nutrientes. Se presenta habitualmente en personas de entre 15 y 35 años de edad. Factores como la dieta y el estrés no causan la enfermedad pero pueden agravarla. Los factores de riesgo incluyen fumar y tener un familiar sanguíneo con enfermedad de Crohn. Se desconocen otras causas específicas.

Síntomas

Los síntomas pueden incluir diarrea persistente, calambres abdominales (retortijones en la barriga) y estreñimiento. Otros síntomas incluyen fatiga y pérdida de peso. Pueden desarrollarse fístulas (vías abiertas entre el intestino y las estructuras cercanas, tales como la vesícula o la vagina). Tener diarrea crónica puede ocasionar problemas con la incorporación de nutrientes esenciales, lo que afecta el crecimiento y el desarrollo de los adolescentes.

Diagnóstico

El estudio estándar para diagnosticar la enfermedad de Crohn es una endoscopia (una cámara que se introduce por la boca o el ano para mirar el intestino). Se toma una muestra (biopsia) del intestino y se la analiza para confirmar el diagnóstico. Podrían necesitarse algunos análisis de sangre para controlar la inflamación y ver si hay complicaciones como deficiencia de vitaminas o una cantidad reducida de glóbulos en la sangre. También podría precisarse un análisis de una muestra de materia fecal (heces) para descartar otras causas de diarrea persistente y dolor de vientre.

Tratamiento

El tratamiento más común consiste en tomar medicamentos antiinflamatorios para suprimir la reacción inflamatoria en el intestino. De esta manera se intentan eliminar los episodios severos o a prolongar los intervalos de tiempo libres de enfermedad, pero este tratamiento no cura la condición. Reducir el consumo de productos lácteos, alimentos ricos en grasas y fibra puede ayudar a reducir los síntomas. Consultar a un nutricionista puede ser de ayuda.

Pronóstico

Las personas con la enfermedad de Crohn suelen tener episodios o etapas en donde la inflamación será más grave o más leve. El tratamiento ayuda a eliminar los episodios severos o a prolongar los intervalos sin enfermedad, pero hasta el momento no existe cura.

Otras denominaciones

  • enfermedad inflamatoria intestinal