1. Ada
  2. Editorial
  3. Medicina y salud
  4. Lo que debes de saber acerca del COVID-19

Lo que debes de saber acerca del COVID-19

Este artículo se actualizará periódicamente en función de las actualizaciones médicas más recientes.

Desde comienzos del 2020 un nuevo brote de infección respiratoria llamado COVID-19, se ha propagado de Asia al resto del mundo. Este nuevo tipo de coronavirus es llamado SARS-CoV-2.

Al inicio la mayoría de los casos de COVID-19 se identificaron en China. Sin embargo, el brote afecta ahora a todo el mundo. Más de 200 países han reportado infecciones de COVID-19, y varios presentaron grupos de transmisión comunitaria. El brote ha sido declarado una pandemia por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y los países han introducido medidas para luchar contra la propagación de COVID-19. ¿Es necesario preocuparse? ¿Qué deberías saber acerca de este brote? Nuestros profesionales médicos responden algunas de las preguntas más frecuentes.

Riesgo

¿Qué posibilidades hay de que me contagie de COVID-19?

El COVID-19 ha llegado a casi todos los países del mundo. Pero si no te encuentras en un área donde COVID-19 se está propagando localmente, tus posibilidades de contraerlo son relativamente bajas. Si estás en un área con transmisión local, debes tomar el riesgo en serio. Donde quiera que estés, sigue las medidas de prevención recomendadas. En cualquier caso, la situación está cambiando rápidamente, y es bueno actualizarse acerca de la situación actual de tu autoridad de salud local.

¿Por qué algunas personas tienen síntomas más graves que otras?

Si bien las personas de todas las edades son susceptibles a la infección por COVID-19, cuatro de cada cinco presentan síntomas leves a moderados, y se recuperan. Las personas mayores de 60 años y con enfermedades médicas preexistentes, como enfermedades cardiovasculares, diabetes o presión arterial alta, tienen más probabilidad de enfermarse gravemente. La población infantil parece estar menos afectada.

¿Cuáles son los síntomas típicos de COVID-19?

Los síntomas típicos son fiebre, tos seca, dificultad para respirar y fatiga. Pero los pacientes con COVID-19 también mostraron otros síntomas como dolor de cabeza, dolores y dolores musculares generalizados, dolor de garganta, diarrea, disminución o pérdida del sentido del olfato y gusto, secreción nasal y ojos rojos o adoloridos.

¿Es posible infectarse sin presentar síntomas?

Muchas personas con COVID-19 no desarrollan síntomas. Un estudio reciente en una aldea afectada en Italia mostró que el 43.2 por ciento de los casos confirmados no desarrollaron ningún síntoma de COVID-19. Las infecciones asintomáticas por COVID-19 pueden ser más comunes en mujeres embarazadas, donde un estudio encontró que solo una de cada diez mujeres desarrollaron síntomas de la infección. La población infantil también suele ser asintomática.

¿Qué debo hacer si creo tener la infección?

Debido a que las medidas difieren entre países, es importante consultar con tu autoridad local de salud pública para obtener guía y saber qué hacer. Antes de ir al consultorio de tu doctora o doctor, o a la sala de emergencias, llama antes y cuéntales sobre contactos y síntomas recientes; y sigue sus indicaciones. Mientras tanto, evita el contacto con otras personas y no viajes. Cúbrete la boca y la nariz con un pañuelo desechable o la manga (no con tus manos) cuando tosas o estornudes, y lávate las manos frecuentemente con agua y jabón durante al menos 20 segundos. Usa un desinfectante para manos a base de alcohol si no hay agua y jabón disponibles. Usa una mascarilla para proteger a las demás personas.

Si te preocupa haber contraído la infección, puedes usar la evaluación de síntomas de COVID-19 de Ada. Ten en cuenta que serán necesarias más pruebas para diagnosticar COVID-19.

¿Puede el COVID-19 causar la muerte?

Es posible morir por complicaciones de COVID-19,, pero solo un pequeño porcentaje (del 3–4 por ciento) de las personas infectadas desarrollan un caso de infección tan grave que mueren. Esto significa que la mayoría de las personas infectadas se recuperan. La mortalidad es mayor en personas mayores de 60 años, y personas con enfermedades preexistentes.

¿Por qué las tasas de mortalidad son tan diferentes entre países?

Si sigues los informes de los medios, queda claro que la tasa de mortalidad de COVID-19, también conocida como tasa de mortalidad, difiere mucho de un país a otro. En Reino Unido e Italia es alrededor del 14 por ciento, en España y México alrededor del 10%, y en países como Alemania, Perú y Argentina, está debajo del 5 por ciento.

Hay varias explicaciones posibles. Un estudio calculó el número real de casos por país, teniendo en cuenta la falta de registro de casos y la capacidad para hacer pruebas. Concluyó que hasta finales de marzo, el 15 por ciento de la población española ya estaba infectada, en comparación con solo el 0,8 por ciento en Alemania. Entonces, las etapas de la pandemia en cada país parecen diferir mucho. La tasa de mortalidad puede cambiar en los países con el tiempo.

Adicionalmente, el número de camas en unidades de cuidados intensivos (UCI) varía bastante. Los países con tasa de mortalidad más baja tenían hasta tres veces más camas de UCI por población, comparado con los países con tasa de mortalidad más alta. Además, las diferentes estrategias de prueba entre países impactan la tasa de mortalidad.

¿La influenza es un coronavirus?

No, los virus de la influenza son diferentes del coronavirus, a pesar de que causan síntomas similares y también se propagan principalmente a través de las gotas respiratorias.

Transmisión

¿Cómo se transmite el coronavirus?

La transmisión de COVID-19 es similar a otros virus respiratorios. Se transmite principalmente a través de pequeñas gotas que se crean cuando una persona infectada estornuda o tose. Normalmente, estas gotas solo llegan a las personas (u objetos / superficies) muy cerca de la persona infectada. La regla general es que las gotas pueden extenderse de uno a dos metros, pero no más allá de eso. El virus no parece ser transmitido por la ruta fecal-oral, pero existe alguna evidencia de que transmisión ocurre a través de micropartículas que se pueden quedar en el aire después de acciones como cantar o hablar fuerte.

¿El virus es transmitido sólo por personas enfermas?

Las personas que no tienen síntomas también pueden transmitir COVID-19. Los estudios sugieren que la transmisión pre- o asintomática podría ser responsable del 40-60 por ciento de las infecciones. Parece que las personas son más infecciosas el día anterior al inicio de los síntomas.

¿Cuánto tiempo sobrevive el virus en las superficies?

Los primeros hallazgos indican que COVID-19 puede permanecer en las superficies desde unas pocas horas hasta varios días, dependiendo del tipo de superficie, temperatura y humedad. Puedes usar desinfectante estándar para limpiar superficies y evitar infecciones. El COVID-19 no se propaga a través de cartas o paquetes provenientes de una región afectada.

¿Cuál es el período de incubación de COVID-19?

El período de incubación es el tiempo entre la infección y el primer inicio de los síntomas. El período de incubación promedio para COVID-19 es de alrededor de cinco a seis días, pero puede variar de uno a 14 días.

¿Pueden los humanos obtener COVID-19 de animales?

El origen del virus aún no está claro, pero la investigación apunta a los murciélagos como la fuente original. Hasta ahora hay muy pocos reportes de COVID-19 en mascotas (un perro y un gato), y no hay documentación de la transmisión de ellos a humanos. Además, un tigre en un zoológico de Nueva York dio positivo por COVID-19, probablemente infectado por la el contacto con una persona cuidadora de animales enferma.

¿Por cuánto tiempo es infecciosa una persona con COVID-19?

Aún hay poca información disponible sobre la duración de la infección. El virus puede detectarse durante varias semanas en muestras de personas infectadas, pero eso no significa que el virus sea activo e infeccioso. Un pequeño estudio demostró que el virus activo era detectable en hisopos de garganta hasta cuatro días después del inicio de los síntomas, y hasta ocho días en muestras de esputo. El virus activo no se detectó en sangre, heces u orina. Los resultados de este estudio sugieren que las personas permanecen infecciosas hasta por ocho días, con una infección reducida después de cuatro días. Estos resultados deben confirmarse en un estudio más amplio.

¿Puedo enfermarme de COVID-19 más de una vez?

Todavía no tenemos experiencias a largo plazo con COVID-19. Los estudios han demostrado que las personas infectadas desarrollan anticuerpos, que los protegen de otra infección. Queda por ver cuánto tiempo dura esta inmunidad.

Prevención

¿Cómo puedo prevenir una infección por COVID-19?

Evitar la exposición al virus es la mejor manera de prevenir la infección. Se aplican medidas estándar para prevenir la propagación de virus respiratorios:

  • Lávate las manos frecuentemente con agua y jabón durante al menos 20 segundos. Si no hay agua y jabón disponibles, usa desinfectante para manos a base de alcohol.
  • Evita tocarte los ojos, la nariz y la boca con las manos sin lavar.
  • Evita el contacto cercano (al menos 2 metros de distancia) con cualquier persona que tenga fiebre y tos.
  • Quédate en casa cuando tengas síntomas, aunque sean solo leves.
  • Cubre tu tos o estornuda con un pañuelo desechable y luego tíralo a la basura.
  • Limpia y desinfecta objetos y superficies que se tocan con frecuencia.

¿Debo usar una máscara?

Las mascarillas quirúrgicas o de tela simples son más efectivas para prevenir que las personas infectadas transmitan enfermedades que para proteger a los que no están enfermos. Puedes usar una máscara si tienes síntomas respiratorios - como tos o dificultad para respirar- para limitar la propagación de las gotas respiratorias, pero no necesitas una máscara si no tienes síntomas respiratorios. Sin embargo, algunos países recientemente han hecho obligatorio el uso de máscaras en público para disminuir la propagación del virus por parte de las personas que podrían estar infectadas. Un análisis de la OMS ha mostrado que la transmisión puede ser reducida por casi 80 por ciento al usar mascarillas.

Los profesionales médicos usan máscaras de filtro especiales que se ajustan a sus caras y pueden reducir el riesgo de transmisión. El público no debe usar estas máscaras, ya que son escasas y se requieren para mantener a salvo al personal médico mientras cuidan de las demás personas.

Tratamiento

¿Existe una vacuna para COVID-19?

Actualmente no hay vacuna disponible. La producción de vacunas es un proceso complicado y lento que usualmente lleva años. En ciertas circunstancias, como los nuevos virus de influenza, existen métodos establecidos que pueden acelerar este proceso. Dicho esto, COVID-19 solo se detectó a principios de enero de 2020: muchos estudios se están llevando a cabo, pero incluso en un escenario ideal, tomará varios meses antes de que una vacuna esté disponible, y pueda probarse y usarse ampliamente.

También hay muchos estudios en curso, para evaluar medicamentos preexistentes que fueron desarrollados para combatir otras enfermedades como la malaria, el ébola o el VIH. Las pruebas deben mostrar si son efectivas al momento de tratar pacientes con COVID-19. Los resultados iniciales deberían estar disponibles pronto.

COVID-19 o resfriado común: ¿cómo puedo notar la diferencia?

Los síntomas del resfriado común y COVID-19 son muy similares. Es por eso que es primordial entender la importancia de la exposición al virus para diferenciar entre estos dos. Además de mostrar los síntomas típicos de fiebre, tos seca, dificultad para respirar y fatiga, las personas con COVID-19 también han estado en un área donde el virus ya se está propagando localmente, o en contacto con una persona que tiene el virus.

La similitud entre un resfriado y COVID-19 en muchos casos significa que, para algunas personas, la infección no parece ser peor que un resfriado común.

¿Cómo se diagnostica el COVID-19?

La infección se confirma analizando muestras respiratorias en laboratorios especializados. Las primeras pruebas de anticuerpos en sangre para identificar infección y posible inmunidad están en evaluación.

Perspectiva

¿Puedo ir a un médico por quejas no relacionadas con COVID-19?

Si. A pesar de la propagación de COVID-19, muchas otras enfermedades aún necesitan atención médica. Si te preocupan tus síntomas, no dudes en contactar a tu profesional de la salud para obtener asesoramiento sobre cómo buscar atención durante la pandemia. Existe evidencia de que las personas están experimentando resultados de salud más graves porque retrasaron la búsqueda de atención durante la pandemia.

¿Cuándo terminará la pandemia?

Es difícil decir cuándo terminará la pandemia. Por el momento, hay muy pocos indicios de que se detendrá pronto. Vemos una disminución en el número de casos en Europa, pero al mismo tiempo los casos están incrementando en Norteamérica y Sudamérica, como también en África..

¿Qué es el “distanciamiento social” y cómo “aplana la curva”?

El término “distanciamiento social” ha tomado el significado de quedarse en casa cuando se pueda, sin embargo el término correcto es “distanciamiento físico”, pues solo se planea un separamiento de manera física, pero la socialización continúa por medios virtuales. Cuando salgas de casa, mantenerte a dos metros de las personas con las que no vives puede ayudar a reducir la infección.

Algunos países establecieron estrictas medidas de distanciamiento físico. Cerraron escuelas, oficinas, bares, cafeterías y tiendas, o solo permiten que la gente salga de su casa cuando es absolutamente necesario.

Esto está ayudando a “aplanar la curva”, posponiendo y reduciendo el pico de la pandemia, lo que resulta en menos casos simultáneos e, idealmente, menos casos en general. Durante la pandemia, esto limita la carga del brote en los sistemas de salud y ayuda a liberar las UCI para los casos más graves.

Aceleración más lenta en el número de casos = Pico reducido en número de casos y demanda de infraestructura de salud

¿Están funcionando estas medidas?

Para juzgar si las medidas están funcionando o no, debemos analizar cómo podemos evaluar su éxito. Un indicador importante es el número de reproducción (R0) de una enfermedad infecciosa. Este número describe cuántas personas en promedio fueron infectadas por una persona. El número puede ser hasta 18 para el sarampión, que es la enfermedad más contagiosa conocida. La influenza estacional normalmente tiene un R0 de uno a dos. El R0 se ve afectado por la inmunidad en la población (incluidas las vacunas disponibles), las rutas de transmisión y las medidas de control. Sin medidas de control, se calculó que el R0 de COVID-19 era de tres a cuatro. Esto dio como resultado el crecimiento exponencial de las infecciones al principio.

Profesionales en epidemiología usan R₀, que significa el número de reproducción, para indicar el número promedio de personas que infectará una persona con el virus. Aquí se presentan los valores R₀ de cinco virus: Influenza estacional 1-2, Ébola 1.5-2.5, COVID-19 3-5, Varicela 10-12, Sarampión 12-18

Con las medidas de control del distanciamiento físico, el R0 estimado de COVID-19 en muchos países es ahora alrededor de uno. Esto muestra que las medidas fueron efectivas y que hemos aplanado la curva. Algunos países están levantando lentamente estas medidas, monitoreando de cerca el efecto sobre las tasas de transmisión.

Todos debemos respetar las medidas de control de nuestra autoridad de salud local para ayudar a mantener la tasa de infección baja y evitar un aumento en el número de infecciones nuevamente.


Escritor/a:

Dr. Andreas Gilsdorf

Andreas es el Director de Epidemiología y Salud Pública de Ada.